La Alimentación Intuitiva: ¿Por Qué No Cuento Calorías?

lavidaorganic.com

Llevar una alimentación balanceada y saludable puede resultar algunas veces una tarea muy difícil, más si esta filosofía no corresponde con tus hábitos de alimentación actuales. La alimentación intuitiva es una estrategia o método que te ayuda a entender mejor la forma en la que funciona tu cuerpo y a llevarte bien con él. Es lo máximo cuando te conectas con todo lo que comes y experimentas, sin la necesidad de ver números. Sabemos que alimentos son saludables y que no y también que un producto con mucha azúcar es dañina. Así que no se trata de ignorar eso; aquí te cuento.

¿En qué se basa este método?

La alimentación intuitiva es un método que busca ayudarte a entender mejor tu cuerpo, con el fin de lograr tus objetivos (ya sea perder peso o simplemente mejorar tus hábitos alimenticios) sin necesidad de someterte a rigurosas dietas contando calorías que muchas veces ocasionan que tu ansiedad se incremente y, en consecuencia, el efecto rebote al finalizarla sea mucho peor. 

Aprender a mantener una alimentación saludable puede tomar mucho tiempo, pero no es algo imposible; solo debes ser paciente y muy perceptivo con tu cuerpo. Si yo pude hacerlo, tú también puedes. Claro, esto es siempre y cuando sientas que llevar dietas estrictas está afectando un poco tu estado mental y físico.

¿Qué debo hacer para alimentarme de forma intuitiva?

  • Evita pensar que es una dieta más: esto no es otro régimen dietético que te obliga a deshacerte de aperitivos y alimentos que te gustan a cambio de tu objetivo.
  • Respeta la sensación de hambre: come apenas tengas la sensación de hambre ya que de no hacerlo, creas un estado de ansiedad que repercute en tu alimentación.
  • La comida es tu amiga: no te prives ni restrinjas de comer aquello que te gusta. La comida es y siempre será tu amiga por las propiedades y beneficios que le aporta a tu cuerpo; jamás lo contrario. 
  • No juzgues la comida ni a ti: deja de creer que la cantidad y alimentos que consumes definen quien eres. Lo más perjudicial para ti es creer eso, aún cuando las dietas irracionales que seguiste durante años digan que no es así.
  • Aprende a reconocer cuándo estás satisfecho: come pausadamente y presta atención a las señales que da tu cuerpo. Es muy importante aprender a reconocer la sensación de saciedad, ya que evita que sobrealimentes tu cuerpo y crees malos hábitos. 
  • Consiente tu cuerpo: alimentarse saludablemente no significa dejar de sentir placer por las cosas que nos gustan. Disfruta tus alimentos sin sentirte culpable o creer que estás haciendo algo mal.
  • No uses la comida para confortarte: todos tenemos problemas y experimentamos muchas emociones a raíz de ellos, pero créeme que la comida no va a hacer que los problemas se resuelvan.
  • Respeta tu cuerpo: todos somos diferentes y eso es genial. No se supone que seas como alguien más, tú eres tú y cuidar y aprender a entender tu cuerpo es la mejor forma de estar saludable. 
  • Ejercítate y diviértete: No entiendas el ejercicio como una rutina agotadora y aburrida que debes cumplir para mantenerte saludable. Realiza actividades que te gusten y ayuden a relajarte; verás qué bien se siente.
  • Tu salud es lo primero: siempre ten en cuenta tu salud al momento de crear hábitos alimenticios. No necesitas ser perfecta para estar saludable. Ser calmada y asertiva al momento de comer puede brindarte tanto placer como un modo de vida saludable. 

Olvídate de esas concepciones que ha creado la sociedad y que te dicen que para vivir saludable debes privarte de todo lo que te gusta, porque según, si no cumple con sus estándares no es bueno. La alimentación intuitiva te enseña la forma correcta para cambiar tus hábitos y lograr tu objetivo de perder peso y decirle bye bye a la ansiedad (si es el caso) sin que atropelles tu salud mental y física en el proceso. Guiarme por mi intuición y creer en la sanadora que hay en mi han sido clave para vivir La Vida Orgánica en balance.

xoxo Gi