Agua De Coco Fermentada Rica en Probióticos

fe31ac_42ff84ef04b54df8a50f79a6f66caad8~mv2.jpg

Cuando hablamos de agua de coco, yo creo que lo primero que se nos viene a nuestra mente es algo como “verano”, “sol”, “tropical” y capaz “hidratación”, pero hoy quiero quiero que agreguemos otro referente  a esta rica fuente de nutrición y es “probióticos”,¡sí! esos microorganismos o bacterias buenas que al consumirlas van directamente a nuestro intestino y permanecen activas para combatir las bacterias malas, regular la flora intestinal, eliminar toxinas del cuerpo, acelerar el metabolismo, reparar/mantener saludable nuestros órganos, prevenir infecciones de todo tipo y normalizar los niveles de colesterol y triglicéridos…

En fin, se encargan de mantener nuestro sistema inmune y salud en un estado súper óptimo, y una piel GLOWING entonces obviamente consumir alimentos ricos en probióticos, como el agua de coco, debe estar en el tope de  nuestro daily checklist, así como por ejemplo, tenemos memorizado que comer proteínas es importante.

El agua de coco en su estado natural no es fuente de probióticos por sí sola, para ello necesitamos primero fermentarla o convertirla en kéfir; este proceso resulta increíble porque no solo potencia los sabores sino también todos los nutrientes, aminoácidos,enzimas, minerales y vitaminas  que contiene el agua de coco. La magia sucede cuando la fermentación hace reaccionar las bacterias saludables y al sustrato, que en este caso es el agua de coco, para romper todos sus elementos y hacer que su absorción a través del cuerpo sea mucho más fácil y rápida. ¿Lo mejor de todo? el proceso de fermentación se alimenta del azúcar, así que estarás tomando agua de coco sin azúcar. 

Yo imagino que por el hecho de ser fermentada, ya muchos se estarán preguntando por el sabor y es que a final de cuentas no importa que tan bueno sea algo, nadie quiere comer maluco. Así que para hablarles al respecto, creo que podría describir al agua de coco fermentada como una gaseosa natural jaja a parte, que conserva un poco ese sabor dulce que trae desde un principio y  a parte puede ser mezclada con otras cositas para combinar sabores y hacer todo un poco más divertido;  pero eso se los contaré más adelante porque primero lo primero

 

aprendamos cómo hacer la base...

¿CÓMO FERMENTAR EL AGUA DE COCO?

  6 PASOS PARA HACER DESDE CASA

Necesitas:

1. Recipiente de vidrio con tapa hermética

2. Agua de coco

3. Granos de kéfir o cualquier suplemento probiótico en cápsulas

Yes! puedes abrir una de tus cápsulas de probióticos y agregarla a esta bebida y seguir los pasos… Es importante que tus probióticos cuente con la bacteria activada lactobacillus

DIY: Do it yourself!

1. Calienta el agua de coco a 92 °F, sin dejar que hierva

2. Vierte el agua de coco ligeramente caliente dentro del recipiente de vidrio

3. Agrega 1 sobre de kéfir o 1 cápsula de probióticos (1 cápsula funciona     bien para 16 onzas, si haces más utiliza más probióticos), shake it!

4. Deja reposar en una esquina de tu hogar donde no haya mucha luz con el envase cerrado por 24-36 horas  a temperatura ambiente (70°F a 75 ° F), notarás cómo cambia de color a algo más opaco. 

Puedes etiquetarme en instagram @lavidaorganica para ver tu proceso.

5. Prueba con una cuchara de madera limpia y encuentra tu punto de fermentación ideal, para detener el proceso debes llevar el agua de coco a la nevera; esto también te servirá para conservarla hasta que la hayas consumido toda 

6. Nota: si agregaste kéfer en granos, cuela la mezcla para separar las partículas del líquido antes de refrigerar.

¡¡Disfruta de tu nueva fuente de probióticos!!

  • Duración en la nevera: 3 semanas
  • Se puede tomar todos los días

#LVOTIPS

Yo recomiendo este de Body Ecology via Amazon (aunque el precio puede ser un poco costoso, es algo que te puede llegar a durar hasta 6 meses)

Si al probar la primera vez sientes que necesita un poco más de sabor dulce, puedes agregar y diluir muy bien un poco de cualquier tipo de de azúcar no refinada, libre de fertilizantes y pesticidas como azúcar de palma de coco o miel orgánica; durante el proceso de fermentación las bacterias metabolizan el azúcar y producen enzimas, vitamina B y otras bacterias beneficiosas, así que al final realmente el contenido de azúcar estará reducido. Pero yo recomiendo que te acostumbres al sabor “sin azúcar”

¡VAMOS A EXPERIMENTAR!

Bueno aquí les traigo una segunda opción aún más colorida y rica, que la verdad está muy buena para cuando tenemos alguna salida especial como un paseo o estamos en plan de playa.

Soda De Kéfir de Agua de Coco: para esto solo vamos a necesitar el agua de coco que ya habíamos fermentado y ½ taza de jugo de manzana, mango o cualquier otro de tu  preferencia (el de patilla debe quedar riquísimo), recuerda elegir orgánico. Para hacerla, sólo vas a necesitar agregar el jugo al agua fermentada, cerrar el recipiente y dejar que se fermente nuevamente por 48 horas -durante este periodo abre por unos segundos el recipiente y vuelve a cerrar, esto es para que “respire un poco la fermentación” porque ya está más fuerte- luego de esto ¡tienes tu soda lista!.

¡Disfruta!

¿Vés?, ser saludable no significa ser aburrido, solo necesitas darle la vuelta y encontrar el equilibrio entre lo rico y lo realmente bueno para tu organismo. Así como el agua fermentada, puedes encontrar otras opciones de alimentos ricos en probióticos como los vegetales fermentados, kombucha o yogurt orgánico.

Xoxo Gi